viernes, 4 de octubre de 2013

(Crítica) Gravity

Buscándose a uno mismo en la inmensidad del espacio
 
 
Gravity funciona a la perfección en sus objetivos básicos: es un relato que mantiene una tensión continua ( si bien usando ciertos trucos de guión; algo obligatorio para conseguir mantenerte nervioso y con las uñas clavadas a la butaca ), claustrofóbica ( en un elemento totalmente abierto como es la inmensidad del cosmos, una paradoja: algunos de los mejores momentos de la cinta funcionan a golpe paradójico y contradictorio ), excitante y terrible durante los 90 minutos que dura el film, con un envoltorio técnico de puro lujo y es que  el espacio abierto permite a Alfonso Cuarón deleitarse con varios planos secuencias manipulados digitalmente en secuencias largas y totalmente coreografiadas, haciendo que ilustres adictos a esta clase de movimiento como Brian de Palma o Joe Wright estén salivando. La puesta en escena es esplendorosa, un logro que se acrecienta con las tres dimensiones, Gravity se tiene que ver en 3D SÍ o SÍ, pues dicho recurso permite que veamos, disfrutamos y padezcamos del espacio como nunca se había visto en una pantalla. Hay planos bellos que contrastan con la dureza y el peligro de ciertas situaciones ( la visión de un amanecer y la aurora boreal mientras que los protagonistas están a  la deriva ), en un contraste de emociones muy interesante, donde sentimos admiración ante la belleza a la vez que pasamos miedo y nerviosismo por el peligro hacia nuestros protagonistas.
 
 
 
Desde su presentación en el festival de Venecia y su paso por Toronto, las opiniones totalmente favorables hacia la cinta fueron disparando el hype, apoyado en una campaña de promoción directa y llena de avances y tráilers, pero decir que ese subidón ante lo leído y escuchado juega en contra como suele pasar pues Gravity, aún siendo un potente relato, una experiencia más bien,  que, repito, funciona a la perfección en sus objetivos primarios,sufre de varios defectos que palidecen el visionado.
 
 
 
La cinta parte de un argumento de Jonás Cuarón, hijo del propio Alfonso que pidió consejo a su padre y éste  vio el potencial, sobretodo a nivel visual, que podría salir de ahí y cogió las riendas del proyecto. El argumento es muy básico, dos miembros de una expedición espacial que, debido a un incidente con un satélite ( ruso ) sufren daños colaterales y quedan aislados en medio del espacio con una cuenta atrás en forma de falta de oxigeno, falta de combustible y el retorno de dicho escombros espaciales, entre otros peligros que irán apareciendo. Todo muy básico pues como ya comenté considero la película como una experiencia más que como una historia, si bien vemos el desarrollo de un carácter principal en una suerte de relato de superación. NO estamos ante una cinta con pretensiones filosóficas complejas como 2001: Una odisea del espacio ( Stanley Kubrick, 1968 ), si bien hay ciertos apuntes con interesantes lecturas entorno al ser humano y su lugar en el cosmos. En dicho guión quiero criticar los diálogos: como ya dije es un escrito ligero y directo, si bien las frases dedicadas a los personajes no hacen justicia a la fuerza visual del conjunto, sin ir más lejos creo que el mejor caso es el personaje de Matt Kowalski ( George Clooney ), un veterano astronauta que se nos da a entender ésta es su última misión. Sus frases son simpáticos, en una especie de descripción de un ser veterano que intenta calmar y sortear los peligros a base de simpatía pero tanto los diálogos como la labor de Clooney ( quien por momentos parece que está a punto de darnos un Nespresso en medio del espacio ) sirven, nunca creí que criticaría a Clooney pues me parece un gran actor pero su labor o más bien el enfoque de su personaje me chirrían en esta cinta. El guión es simple y usa varios trucos para que la tensión no decaiga, sin ir más lejos ¿ por qué los protagonistas vuelven a recoger el cuerpo de su compañero si a posteriori lo dejarán otra vez ? O todas las penurias que le hacen pasar a la protagonista de la cinta.  NO se puede acusar de ser tramposo, los Cuarón colocan sus cartas y las juegan bien en ese aspecto.
 
 
 
Muchos momentos de la acción podrían haber prescindido de dichos diálogos pero sobretodo lo peor de la cinta es la música de Steven Price ( Attack the block, The World's End ) , no por la calidad de la misma sino por su omnipresencia y reiteración en la acción. Price y Cuarón se dedican a sobredimensionar muchas escenas que no necesitan de esa sobre escritura para causar la sensación buscada en el espectador, es más, creo firmemente que este film sin ningún tipo de música diegética hubiera funcionado aún mejor, el silencio hubiera sido una mejor arma. Además choca en el sentido totalmente negativo ( por momentos la música se anticipa a la acción, te avanza lo que va a pasar, incluso corre el riesgo de echarte fuera de la propuesta, pero el envoltorio visual lo evitan ) de la idea acertada de Cuarón a la hora de usar los efectos de sonido ( pequeñas vibraciones, en un sentido realista ) pero tengamos la bso en todo su esplendor. Un grave error, en mi opinión.
 
 
 
Por suerte, y sorpresa, tenemos como parteneire aunque a la postre es la gran protagonista de la cinta a Sandra Bullock quien con su encarnación de la novata y herida doctora Ryan Stone lo da todo y consigue elevar la cinta aún más alto. Bullock, quien recordemos que sustituyó a la inicialmente escogida Angelina Jolie, nos da una interpretación muy humana, vulnerable y física, gran parte de la cinta es ella sola ante el espacio y en ningún momento se empequeñece, más al contrario. Ver como la secuencia quizás más dolorosa del accidente del transbordador dentro del larguísimo y perfecto plano secuencia es un plano fijo de la cara de la actriz, y lo bien que mantiene ella y transmite esa sensación de peligro, miedo e impotencia ante un final inminente, siendo desde ya una de las mejores sci-fi woman de la historia del cine. Su personaje, quien cuenta con un trauma familiar ( 1 ) muy similar al de otro carácter clásico del género como es la Ellen Ripley de Aliens, el regreso ( de James Cameron, quien ha declarado su amor por la cinta y a quien Cuarón se la dedica, junto a Del Toro, David Fincher y Alejandro Iñarritu ), superara sus adversidades tanto personales como la situación en la que se encuentra, convirtiendo a la cinta en un viaje de superación y descubrimiento humano. Bullock sabe transmitir pena, miedo, valentía ( su conversación con ese hombre en la tierra, al cual no le entiende pero da esperanza al personaje: " no sé rezar, nadie me enseñó, pero rece una oración por mí" en uno de los escasos apuntes religiosos de la cinta ), un ser que está a punto de morir pero renace - el plano de la doctora en posición fetal-, una y otra vez, como se puede ver en su salida del agua final.... Sandra Bullock acaba siendo el alma del film, en un papel arriesgado y a la vez una victoria para la actriz, un futuro clásico del género. Y la cinta, que tiene un componente de viaje interior y capacidad de superación, ¿ os recordó en ese punto también a la maravillosa La vida de Pi de Ang Lee ? ( cinta que también se nutre de un soberbio uso e las 3D y un empaque visual de categoría, la cinta más bella del 2012 )
 
 
 
Porque Cuarón es un ser positivo y tiene una visión optimista de la ciencia ficción, recordemos como el ¿falso? clímax de Hijos de los hombres ( 2006 ) tenía una especie de happy end, y el director cree en el ser humano y su capacidad de superación ante las adversidades. ¿ Será Gravity en vez de un relato tenso e íntimo ( que por momentos recuerda a Buried- Enterrado de Rodrigo Cortés ) una metáfora, un apunte actual , un empujón hacia la humanidad para dar fuerza a ésta ante la actual y peliaguda situación económico-social desfavorable? ( 2 ) ¿ Ése es el objetivo final de las peripecias de la doctora Ryan ?
 
 
( 1 ) Y no es el único elemento familiar que acompaña al relato: recordar el plano de esa foto que lleva encima el astronauta Shariff ( Paul Sharma ) y que se nos muestra tras ver las consecuencias del impacto en dicho compañero; ¿ algo maniqueo ?
 
( 2 ) También ver como el transbordador que finalmente usa el personaje de Sandra Bullock es... de origen chino.....Todos sabemos la potencia del gigante asiático y su cada vez mayor presencia y potencia en Hollywood.

7 comentarios:

  1. Gravity es una metáfora y el espacio una excusa. El climax de la película llega en la Soyuz, cuando en una de las escenas más hermosas del cine, con una Sandra Bullock resignada y decidida a morir, vuelve a encontrarse con Clooney encontrando un nuevo impulso, una razón.... " se trata de que vas a hacer ahora? tienes que afrontarlo, es hora de pisar fuerte y enfrentar la vida, oye Ryan es hora de volver a casa "...... Finalmente vemos una Bullock arrastrándose por el lodo, sin fuerzas, pero con determinación, intenta levantarse volviendo a caer pero ya no, no iba a rendirse y con todas sus fuerzas se levanta, entonces la cámara desde el suelo nos ofrece una Sandra Bullock proporcionalmente gigantesca, las montañas parecen montículos, resaltando el cambio, la metamorfosis, un estado superior, ya nada ni nadie va a derrotarla jamás. Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, yo no lo habría expresado mejor.

      Eliminar
  2. el final cuando camina con dificultad, se encuentra en este valle en donde yo pienso que estaría perdida, en donde tiene que sobrevivir nuevamente para encontrar ayuda. estaré mal?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Antes de salir de la cúpula de la nave, avisan que van a llevar ayuda a su posición.

      Eliminar
  3. Los primeros 15 minutos de Gravity, una vez superada la espectacularidad de la bóveda celeste, son aburridos, pura rutina espacial donde te asalta la duda de... " si toda la película va a ser así, me voy...", pero repentinamenten la película empieza a atraerte, esa gravedad ejercida por el espectaculo visual y el inesperado giro de la trama. Ahora estás dentro, esquivando chatarra espacial, sintiendo la angustia, el miedo ante la muerte, o el placer de dejarte llevar... hasta que Clooney golpea el cristal de la madriguera donde te escondes, y te re cuerda que tienes que vivir, que enviendas los controles de tu nave y retomes el mando. Gravity es un diálogo interior, te habla desde dentro, levantate, puedes quedarte ahí y dormirte para siempre, pero es hora de que te le vantes, deja tus lastres, toma impulso y camina. La atracción gravitatoria que "Gravity" ejerce, es total, porque todos vivimos en la inmensidad de un espacio frío y hostil, en nosotros estará hacerlo habitable. Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. No lo se, es cierto que el filme mantiene al espectador en suspenso, pero al final me quedó un cierto sabor insípido en la boca. Bellas fotografías, pero pienso que es muy pobre el guión.

    ResponderEliminar
  5. Bueno ya es algo viejo para ustedes, comentarios del 2014.
    Observe la película por primera vez y creo lo siguiente:
    Durante toda la película observamos algo que es muy repetitivo y extraño, todo se relaciona al parecer con el proceso de nacimiento del ser humano. Primero vemos la carrera por llegar a un punto que le puede acceder a llegar a la tierra (espermatozoides en busca del óvulo).
    Por otro lado, la escena cuando llega La chica al sitio, poco a poco va tomando la forma del feto, incluso se puede ver muy parecido al ángulo de los ultrasonidos.
    Durante todo el proceso se encuentra las peores condiciones de que llegará el momento de que todo puede salir mal, alguien le tocará.
    Los momentos que escuchaba la voz, china parece ser algo relacionado cuando los bebes dentro del vientre de su madre escuchan las primeras voces y comienza a reaccionar, por ello lo de que ella contestaba y trataba de comunicarse pero estos no le prestaban mucha atención simplemente lo tomaban de una forma jocosa, específicamente como lo haría una familia esperando a un bebe.
    El viaje hacia la tierra!
    Se produce una serie de eventos muy difíciles y ella comienza a llorar en el proceso, justo cuando cae y abren la puerta pueden ver el ángulo en que está y cuando sale pareciera ahogarse, sin embargo, emerge del agua nadando como si fuese la mejor nadadora y justo cuando llega a la orilla e intenta pararse, simplemente no puede; es decir, un bebe sabe nadar cuando nace pero no caminar. Obviamente por el tiempo de la peli se produce en un tiempo mucho mas rápido que en la vida real, pero en fin aprender a caminar es parte del mensaje.

    ResponderEliminar