miércoles, 21 de enero de 2015

[Series] ( Críticas – Pilotos ) El hombre en el castillo ( The Man in the High Castle )


¿ Y si la Segunda Guerra Mundial hubiera tenido un final diferente ?





Amazon Studios ha entrado fuerte en la ficción televisiva: después de su planning de presentar una serie de pilotos – entre 10 y 15 nuevos episodios , algo que acaba de realizar otra vez por segundo año consecutivo– de cara a realizar futuras series, el popular vendedor online ha conseguido estar de tú a tú con las networks y canales por cable y, al igual que Netflix, suponen la nueva forma de emisión televisiva, el futuro de la televisión. En la pasada gala de los Globos de oro una serie suya, la humana Transparent ganó el máximo galardón como mejor serie de comedia o musical y mejor actor de comedia para el excelente Jeffrey Tambor. A su vez se acaba de poder ver otra serie suya, la extraña Mozart in the jungle, protagonizada por Gael Garcia Bernal y con varios miembros del clan Coppola en sus títulos de crédito ( Roman Coppola, Jason Swartzman ). Y es la puerta de entrada para muchas nuevas series, como el policiaco Bosch ( que se estrena el 6 de febrero, un año después de la emisión del piloto ) o la noticia bomba de que ha fichado a Woody Allen para que escriba y dirija una serie para ellos (el último gran nombre cinematográfico que faltaba por dar el salto a la pequeña pantalla quizás) y hoy mismo ha anunciado la puesta en marcha de producción de largometrajes.



Dentro de la nueva hornada de pilotos para este recién comenzado 2015 hay un nombre que sobresale por encima de todos, y es el del escritor de ciencia ficción Philip K. Dick: sí, Amazon ha decidido adaptar una de sus más célebres novelas, the man in the high castle. Desde luego hay mucho interés por ver como consiguen adaptar ese complejo pero fascinante relato a la pequeña pantalla. Otra cosa no se podrá recriminar al canal, pero sus nuevos shows son variados en temática, desde el drama político pasando por el policiaco o la dramedia.



La historia, igual que en el libro, se sitúa en unos Estados Unidos post- Segunda Guerra Mundial, pero con una diferencia palpable, pues los aliados han perdido la guerra y ahora el territorio norteamericano ha sido dividido en dos, dominado una parte por Japón y otra por los nazis. A partir de ahí conocemos a una serie de personajes que estarán conectados aunque en el primer episodio aún desconocemos los hilos que hay a partir de unas extrañas grabaciones ilegales donde se muestra como los aliados SÍ ganaron la contienda. Desde la joven Juliana Crain ( Alexa Davalos ), que mantiene una relación con Frank Frink ( Rupert Evans, Hellboy ) pasando por Joe Blake ( Luke Kleintank )quien decide unirse a la resistencia a pesar del temor de caer en manos nazis, comandados por el coronel John Smith (Rufus Sewell ) y al japonés Nobusuke Tagomi ( Cary-Hiroyuki Tagawa ).



La papeleta para el guionista  Frank Spotniz ( Expediente X, series y películas )  era muy dura, pues adaptar la ucronía que es la novela – esto es: un relato donde se explican hechos históricos, aunque con variantes, un universo paralelo por así decir – y las múltiples historias interconectadas podría ser una tarea compleja ( 1 ). Sus creadores deciden coger el punto de partida, que es lo que realmente llama la atención – la imagen de Times Square dominada por banderas y símbolos nazis o la presencia de fuerzas del orden japonés y alemán en suelo americano choca y capta directamente nuestro interés – y desarrollar la trama como si de un relato de suspense se tratara. Con el macguffin que supone esas grabaciones, y que son un elemento más cercano a la ficción visual ( en el libro esa trama argumental recaía sobre un libro titulado “langosta se ha posado “ , aunque servía para el mismo propósito: dar la idea de que hubo un destino diferente en el final de la 2ª G.M.) lo cual deviene en el mejor momento del episodio : esa escena donde la joven reproduce esas imágenes en movimiento, que vamos viendo poco a poco, sin saber de que tratan pero el efecto sorpresa lo describe la mirada desencajada de la joven. La descripción de los personajes es muy estéril, directa y con poco desarrollo momentáneo, más allá de presentarlos y ver como están relacionados. Aún así, el guionista se guarda un as en la manga con ese cliffhanger, que puede suponer un truco barato de guión o un acierto; de momento se necesita más episodios para desarrollar los personajes y ver el avance de la trama. Esperemos que el proyecto se apruebe y no tarde tanto como otras series del propio canal ( sin ir más lejos, el policiaco Bosch se estrenará un año después de la emisión del piloto).



Desde luego una papeleta muy dura la de ser fiel a un relato tan complejo como el urdido por Dick, si bien parece que se han tomado medidas para ser lo más fiel posible al mismo; se ha optado por esa estructura de thriller o relato de espías para tener una ficción continuada, aunque ya el punto de partida es harto interesante. Desde luego el escritor de ¿ sueñan los androides con ovejas eléctricas ? se merece una adaptación fiel de sus “locuras” y tramas con dobles lecturas, y si la adaptación a manos de Amazon Studios tiene éxito hay una cantera de historias realmente interesantes ( ¿ por qué nadie adapta UBIK, por ejemplo ? Otro proyecto maldito…) para la televisión, la cual necesita un relato de ciencia ficción complejo en una parte de la ficción televisiva huérfana en este aspecto. Daremos un voto de confianza al proyecto, si bien espero sea lo máximo fiel y entonado como la historia que tienen entre manos.

 
( 1 ) Para entender la complejidad y las múltiples capas de lectura recomiendo este artículo ESCARBANDO EN PHILIP K. DICK (Una indagación a El hombre en el castillo) por Campo Ricardo Burgos López; solo para los que ANTES hayan leído la novela, claro.

1 comentario:

  1. Tomaron una novela clásica de Philip k Dick y sólo en el piloto la volvieron m#$d@, salvo los dialogos en las escenas donde aparecen los alemanes y los japoneses, esta serie no es El Hombre en el Castillo, me preunto ¿y cómo es que un japonés tira el i-ching en una mesa cualquiera y no en una mesa tradicional japonesa y con toda la mística del caso?, en fin muy mal adaptada y eso que es el episodio piloto donde el director se las juega todas.

    ResponderEliminar